BLOG | VER+

El Club

Pago Mota

Pago Mota

Pago Florentino - VT Castilla

Florentino Arzuaga, fundador y propietario de Bodegas Arzuaga en la Ribera del Duero, recalaba a finales del siglo pasado en la localidad ciudadrealeña de Malagón, en su búsqueda de terrenos donde plantar olivares con los que elaborar su propio aceite de oliva virgen extra de Cornicabra, variedad autóctona de Castilla-La Mancha. En esa aventura se topó con La Solana, una finca que resultó idónea para el cultivo del viñedo. Con el tiempo, tanto la excepcionalidad de aquel terruño como el esmerado método de elaboración empleado recibía el reconocimiento oficial de Denominación de Origen de Pago. De ahí, la primera parte del nombre del vino. La segunda, Mota, se corresponde con un pajarillo que habita en las zarzas de la zona. Un ave huidiza, muy difícil de ver y que hay que descubrir. Igual que este vino, que bien merece ser descubierto.

Así se veía en nuestra revista.

Producto añadido correctamente a la comparación de productos